Muchos creen que la comida para mascotas actualmente disponible en el mercado está procesada y llena de conservantes, tan saludables para los perros como las papas fritas para los humanos. 

Sin embargo, a diferencia de las patatas fritas, la comida para animales debe garantizar que pueda aportar todos los nutrientes necesarios para un perro o un gato, y por eso hay marcas en las que debemos centrarnos.

Consejos para elegir alimentos saludables para tu perro

  1. Tenga en cuenta que las porciones óptimas para la dieta de un perro sano contienen alrededor de un 50 % de carne, un 50 % de verduras, sin cereales añadidos ni rellenos baratos. Elige el alimento adecuado para tu perro siempre en base a esta proporción.
  2. Asegúrese de que las fuentes de proteínas ocupen un lugar destacado en la lista de ingredientes. Mire los primeros 5 ingredientes enumerados en la etiqueta en forma de proteína, como pollo, cordero o venado.
  3. Los granos pueden ser una fuente de energía de larga duración para los perros, pero también pueden usarse como rellenos económicos para aumentar el contenido de proteína de la comida. 
  4. Cualquier cereal que le des a tu perro debe ser en su forma natural, para aportar más fibra, vitaminas y minerales. Los mejores alimentos para perros a base de cereales son la avena, la cebada, la quinua, el arroz integral y el mijo.
  5. Muchas veces, la comida para perros de mala calidad tendrá un ingrediente de carne en la etiqueta en la primera posición, seguido de algunos rellenos.
  6. Piénsalo dos veces antes de convertir a tu perro en vegetariano. Los perros necesitan proteínas. ¿Un perro se volvería vegetariano normalmente? No. La mayoría de los veterinarios coincidieron en que un perro puede sobrevivir con una dieta vegetariana, pero eso no significa que será un perro feliz y próspero.
  7. Tenga en cuenta que si bien los conservantes son necesarios para que los alimentos para animales sigan siendo comestibles, no tienen por qué ser productos químicos artificiales que puedan convertirse en agentes cancerígenos. Evite los alimentos para perros que utilizan conservantes químicos BHA, BHT y etoxiquina. La vitamina E y la vitamina C, por otro lado, son excelentes conservantes para la comida de tu perro.
  8. Elija marcas premium de alimentos para animales en lugar de marcas económicas. Los ingredientes más baratos rara vez son los más saludables.
  9. Elige alimentos holísticos. La alimentación holística es 100% natural y 100% nutritiva. Compáralo con la dieta de una persona sana. Si tú no comerías ese alimento, es muy probable que tu perro tampoco lo haga, sobre todo si incluye grasa animal, sal o azúcar.